juanita

Cabo Polonio, Uruguay

Cuando llegué a Cabo Polonio uno de mis planes era retratar pescadores, subirme al bote con ellos y entrar en alta mar… pero no sucedió como lo tenía planeado, a veces uno propone pero las nubes disponen. Aún así, tras caminar sobre la playa conocí a Carlos, me quedé charlando con él y le conté sobre mi plan. “En días como estos no se puede entrar en alta mar, es peligroso, no sabes si la ida tendrá vuelta…” me dijo, después me preguntaba cómo era el mar y la vida en México. “Cuando hay buen tiempo salgo desde las 3 de la mañana, hago cuatro horas de camino hasta llegar a la zona donde sé que está la pesca, paso ahí cuatro horas recolectando y después otras cuatro de vuelta… así es mi vida, con mi Juanita, para nosotros el tiempo se mide en el mar, con las olas”. ¿Y quién es Juanita?, le pregunté. Él sonrió, se quedó callado durante unos instantes… “cuando llegó a mi vida ya se llamaba así, estaba escrito de esa manera”.

Carlos Calimares, pescador del Cabo Polonio, Uruguay. 2019.

[rev_slider alias=»festejos-1″]